Un individuo con antecedentes fue detenido ayer en el estacionamiento de los Tribunales. La causa para investigar fue sorteda y está en manos de Ariel Lijo.

0
12

En la jornada de ayer jueves, se produjo un incidente alarmante que encendió la preocupación en los más altos niveles del poder judicial. Un hombre, inicialmente identificado como Franco Daniel Molina pero posteriormente reconocido como Damián Berruet, intentó robar la camioneta oficial utilizada por el presidente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Horacio Rosatti.

Este hecho tuvo lugar en el estacionamiento de la Corte Suprema, ubicado en la calle Uruguay 449, un área con presencia policial y numerosos vehículos oficiales.

El incidente ocurrió alrededor de las 14:50 horas. Según el parte policial, el imputado, de 42 años, se acercó al vehículo oficial, una Toyota SW4 blanca, armado con un destornillador en forma de «T» y un inhibidor de señal. Fue sorprendido en flagrancia por personal de la Policía Federal Argentina (PFA), quienes rápidamente actuaron para detener al delincuente.

La rápida intervención policial evitó que Berruet lograra su cometido, aunque la situación no dejó de generar inquietud. El delincuente, con un historial delictivo extenso, llamó la atención no solo por sus antecedentes, sino también por dirigirse específicamente al vehículo del máximo titular del tribunal, un hecho que sugiere una posible intención de intimidación.

El operativo para evitar el acto delictivo fue comandado por el comisario Pablo Cantú, quien informó que el imputado fue reducido a pocos metros del lugar tras intentar escapar al notar la presencia policial. Los elementos secuestrados incluyen, además del destornillador y el inhibidor, una mochila gris y otro destornillador plano.

El caso ha sido asignado al Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal número 12, a cargo del Dr. Ariel Lijo, con la intervención de la Secretaría número 24, dirigida por la Dra. María del Pilar Caballero. Las primeras diligencias incluyen la detención de Berruet y la declaración de los oficiales intervinientes y el chofer del vehículo.

Déjanos tu comentario