«La reunión con los gobernadores fue en defensa de los recursos provinciales”, afirmó el Ministro del interior

0
42

El ministro del Interior, Eduardo ‘Wado’ De Pedro, sostuvo este jueves que el encuentro con 19 gobernadores realizado en Casa Rosada fue “en defensa del federalismo y de los recursos de las provincias” mientras que criticó la lógica de la distribución de recursos que se aplicó durante el gobierno de Mauricio Macri que -indicó- “triplicó las asignaciones a la Ciudad de Buenos Aires”.

“La reunión de ayer con 19 gobernadores en Casa Rosada no fue en contra de nadie, sino que fue en defensa del federalismo y de los recursos que luego van al resto de las provincias”, señaló De Pedro en declaraciones formuladas esta mañana a El Destape Radio.

Los propios mandatarios provinciales fueron los que pidieron la reunión con el Gobierno nacional tras la audiencia de conciliación que, a instancias de la Corte Suprema de Justicia, tuvieron la Nación y la ciudad de Buenos Aires para discutir la reasignación de fondos por el traspaso de la policía al distrito porteño.

Al respecto, el ministro del Interior interpretó que “hay dos datos políticos” de la reunión con 19 de 24 gobernadores siendo el primero que “no fue una convocatoria en contra de nadie, sino que fue un pedido de los gobernadores debido a que estamos en el medio de una mediación en la Corte Suprema de Justicia y requerían que el Gobierno nacional informe el estado de situación porque eso hace a las cuentas nacionales y de eso salen los fondos para los argentinos”.

“Y el segundo dato es que preocupa que las discusiones políticas bien profundas que hacen al federalismo argentino se están dando en el marco del reclamo de una ciudad a la Corte”, alertó.

Por su parte, recordó que “en el Consenso Fiscal 2020, las 23 provincias firmaron un acuerdo en que hay un artículo que es justamente lo que hoy se está discutiendo en la Corte, ya que en esa norma se prevé que ninguna transferencia de servicios se puede pagar mediante el uso de algún método de coparticipación”.

“Esto lo firmaron también los gobernadores de Mendoza, Corrientes”, resaltó De Pedro, en referencia a la ausencia de los mandatarios de ambas provincias junto a los distritos de Córdoba, Jujuy y la ciudad de Buenos Aires.

En ese punto, remarcó: “Aquí es claro el mensaje; no usen el sistema de coparticipación para saldar deudas que tienen que ver con servicios”.

Respecto a la metodología de distribución federal de los recursos, De Pedro afirmó que “hay una situación que tiene que ver con que el expresidente Mauricio Macri concentraba más recursos en los que más tienen», y sostuvo que «eso lo hizo también en la economía al empobrecer a la clase media, a los comerciantes y las pymes y favorecer al sistema financiero”.

“En la administración de los fondos nacionales hizo lo mismo. Le dio más a los que más tenían y se olvidó del resto de las provincias por un desconocimiento bastante preocupante”, cuestionó.

En esa línea, precisó: “Le triplicó el presupuesto que recibía la ciudad de Buenos Aires durante la coparticipación”, a pesar de que “faltan obras básicas en cada rincón de la Argentina”, ya que “tenemos provincias todavía sin infraestructura básica como el gas o el tendido eléctrico mientras que la Ciudad de Buenos Aires es el distrito con mayor poder adquisitivo y con mayor nivel de infraestructura”.

“La coparticipación federal, ya sea la primaria o la secundaria, son sistemas complejos que tienen que ver con acuerdos y discusiones históricas, pero Macri igual se lo triplicó a pesar de que gobernadores de su propia fuerza política también protestaron”, apuntó.

Sobre el punto de la polémica con la ciudad de Buenos Aires, De Pedro explicó que al aumentar la coparticipación al distrito que gobierna Horacio Rodríguez Larreta (JxC), “Macri justificó que ese aumento en beneficio a la Ciudad era por el traspaso de la Policía Federal”.

“Pero cuando una va a haber la suma de los recibos de sueldos de los 18 mil efectivos de la Federal que traspasaban a la Ciudad, la suma da menos de la mitad de los recursos que le transfirió”, puntualizó.

Los gobiernos nacional y porteño tuvieron una audiencia pública el 10 de marzo pasado ante la Corte Suprema de Justicia para tratar de arribar a un acuerdo sobre el diferendo por los fondos transferidos a CABA para el mantenimiento de la policía durante la gestión del expresidente Macri.

A partir de allí, el máximo tribunal dio 30 días hábiles, plazo que vence el 26 de abril, para que haya una negociación política entre ambas partes, y en caso de no haber arreglo dictará una medida cautelar.

telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here