Destacada acción solidaria y de contención realizan los merenderos «Sembrando Fe» y «Los Peques»

0
59

Mayra Piris y Soledad Madariaga, voluntarias de los comedores y merenderos «Los Peques» y «Sembrando Fe» de la ciudad de Formosa que funcionan en el barrio San José Obrero y 1° de Mayo respectivamente, en estudios de radio La Mira hablaron de sus comienzos  y la gran solidaridad de la gente para llevar adelante el lugar.

«A nuestro merendero van chicos de todas las edades, madres con muchísimas necesidades. El merendero comenzó porque soy madre de 7 hijos y en muchas oportunidades necesité de comedores y todo tipo de ayuda, y había madres que me iban a pedir cosas a mi casa. Primero comencé donando ropa de mis hijos que ya no usaban, luego pedía colaboración a mi familia y así se fue sumando más gente que me traía donaciones», comenzó diciendo Soledad quien brinda ayuda junto a su familia en el comedor «Sembrando Fe», ubicado en su domicilio del  barrio 1° de Mayo, manzana 05 casa11.

Por su parte, Mayra, quien pertenece al merendero «Los Peques«, ubicado en el barrio San José Obrero,  en 9 de Julio y 5ta, en la entrada a Laguna Oca, dijo que «todo surgió porque vimos la necesidad del otro y de ver que si nos juntábamos entre todos podíamos poner un poco cada uno y podíamos hacer grandes cosas, no es tan solo un hecho de política partidaria, también viene de uno mismo, de que uno quiera y sienta la necesidad del otro», expresó

«Este comedor va por los tres años, y a lo largo de todo este tiempo recorrimos negocios, hablamos con emprendedores, empresarios, en donde solicitamos donaciones para poder cocinar, hoy contamos con una olla de 100 litros, que abastece a casi 40 familias, hacemos los almuerzos martes y jueves y la merienda los viernes, también tenemos un ropero comunitario en donde  cada persona que necesita se lleva una vestimenta», informó.

Contó que antes de convertirse en una dirigente social militaba en un partido político por un puesto de trabajo, «a mí me gusta ayudar a la gente, pero también todos tenemos necesidades, pero hacía política constantemente sin nada a cambio, siendo una persona del interior que vive de alquiler, no le veía rentable. No estoy en contra de nadie pero prefiero manejar mis tiempos».

«Recorro todo la ciudad buscando donaciones, tenemos desde una persona muy humilde hasta una persona con mucho ingreso y colaboran de igual manera, porque no existe una bandera política en el comedor, porque si trabajáramos con algún dirigente político no habría necesidades,  pero están y se ven constantemente».

«Hay personas que están embarazadas, necesitan leche en polvo, pañales, incluso hace dos días acudimos al Hospital de La Madre y El Niño para ayudar a un papá que había perdido a la señora en el parto y su bebé estaba internado en Neo, compartimos en las redes sociales  y gracias a Dios y a la ayuda de la comunidad, pudimos conseguir, leche, pañales, ropa y demás, y toda esa gente que ayudó, que donó lo hizo por el hecho de que no existe una bandera política, pero siempre aclaro que no estamos en contra de nadie», señaló al consultarle si recibían ayuda de algún movimiento social o político.

Seguidamente, Soledad quien también fue militante del partido justicialista, sostuvo que «estuvo mucho tiempo y no obtuvo respuesta», eso le llevó a ser una militante social.

A su vez pidió la colaboración de una olla para el merendero «Sembrando Fe», «teníamos una que era prestada, pero ahora no tenemos en que cocinar».

«Los alimentos los preparo en mi casa, nunca nos faltó porque siempre tenemos muchas ideas con mis hijos, vendemos tierra, plantines, leña para el fuego, eso hacemos para comprar mercadería y poder dar de comer a los chicos», expresó.

Asimismo indicaron que todo el día le dedican al merendero, «ahora que la gente nos conoce más estamos en contacto con el celular y pedimos ayuda a los que siempre colaboran y así conseguimos lo que se necesita».

Mayra remarcó que «cuando recién se comienza hay que ir a recorrer sí o sí y estar mostrando lo que hacemos, porque también existe la desconfianza de la gente, hasta para donar ropa, por el hecho de que hay gente que vende, entonces nosotros tuvimos que hacer hasta folletos, un cuadernillo donde ponemos todas las imágenes de la gente que acude, lo que retiran, lo que se cocina, lo que se hace, quienes son los integrantes. Tuvimos que recorrer un camino largo para ganar su confianza y recién ahora, pisando el tercer año, estamos más consolidados, porque levantamos el teléfono y sabemos que esas personas están ahí para colaborar».

Además contó que es abogada y emprendedora, «durante la pandemia no podía trabajar porque los juzgados estaban cerrados y también me dedicaba a la decoración de eventos, pero no había fiestas, por lo que me dediqué 100% al merendero, cuando se comenzó a flexibilizar aparecieron otros voluntarios para ayudar, también se acercan muchas madres que a cambio de un plato de comida ofrecen su ayuda».

«No le veo mal tener un comedor merendero, porque es algo que sale de uno mismo, porque quizás si hay familias que tienen para comer en sus casas, pero le gusta ir al comedor para compartir, ayudarse entre todos. Quizás si en un futuro se mejore la situación y sea de otro modo, además esta tarea del voluntariado también la realiza en otros barrios que no hay comedores pero igual hay necesidad. Por ejemplo en el asentamiento del barrio Lisbel Ribira son más de 40 familias que no tienen a donde recurrir, sin embargo, siempre juntamos mercadería, ropa, chapa y le llevamos», sostuvo.

Informaron que desde que comenzó la pandemia la pandemia la gente se acerca con su táper o jarra para retirar su comida a modo vianda.

«Siempre hay para dar algo, pero muchas veces uno esta con la preocupación de que si no sale a recorrer y buscar no tiene nada. Somos responsables de que las personas tengan un plato de comida», resaltaron.

 

Por último reiteraron los datos para que las personas quieran acercarse y colaborar.

El merendero «Los Peques», se encuentra ubicado en el barrio San José Obrero, en 9 de Julio y 5ta, además se puede comunicar al 370-4078859, página de Facebook: Merendero los Peques, y en Instagram: Peque022.

Mayra resaltó que además de llevar donaciones al comedor también brindan ayuda a otras personas,» tenemos un abuelo que necesita una silla de ruedas y está solo, sin familia, se queda en lo de una vecina y recientemente se operó de la cadera», dijo.

El comedor «Sembrando Fe», se encuentra en el barrio 1° de Mayo, casa 5 Mz 11, número de teléfono: 3704701978. Soledad reiteró el pedido de una olla para cocinar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here