Paso a paso: así son las extorsiones de “La Línea” a turistas que cruzan la frontera en Tijuana

0
38

La garita de San Ysidro del lado de la ciudad de Tijuana (México) (Foto: Archivo)

La garita de San Ysidro del lado de la ciudad de Tijuana (México) (Foto: Archivo)

Los centenares de afectados por los supuestos retenes coinciden en su relato. Los métodos repiten los mismos patrones. No eran autoridades, eran extorsionadores los que les exigieron dinero al cruzar a México.

La ciudad de Tijuana, Baja California —el punto fronterizo más transitado del mundo— es epicentro desde hace años de la delincuencia organizada. Una investigación realizada por el medio local Zeta Tijuana revela que en la zona de la Garita de San Ysidro operan dos grupos criminales: Los Mostros y Los del Duty Free, supuestamente pertenecientes al cártel de la Línea.

Ambas células controlan los carriles vehiculares del sitio y, solapados por la policía turística, extorsionan a los extranjeros provenientes de Estados Unidos.

En el tránsito del cruce fronterizo, los delincuentes ubican a los vehículos con placas americanas pero, sobre, a todo los que se ven costosos. Luego, obligan a los choferes a detenerse.

Como si fueran autoridades les marcan el alto, los arrinconan y les mienten, diciéndoles que los agentes de migración podrían multarlos por haberse equivocado de carril. La estrategia continúa hasta que las víctima paga desde USD 30 a 500, dependiendo la disposición que muestren éstas.

(Gráfico: Jovani Pérez Silva/Infobae México)
(Gráfico: Jovani Pérez Silva/Infobae México)

Quienes han atestiguado este movimiento durante años y han conversado con los protagonistas, estiman que las ganancias de Los Mostros y los Duty Free van desde los USD 1,500 a los 1,700.

Cometen las extorsiones frente a los elementos de la Policía Turística, quienes patrullan la zona. De cuerdo con el medio local, tienen una orden de los jefes de dejarlos actuar cuando no haya operativos.

Felipe Gándara Ríos —quien hasta el martes 11 de agosto fungía como jefe de la policía Turística en Tijuana— habría recibido semanalmente un pago de USD 1,500 por parte de los delincuentes de La Línea.

En la zona, los hombres que realizan dichas actividades ilícitas son conocidos como “los jaladores”, que cobran por adelantarse en la fila para cruzar más rápido a la Unión Americana y por “sacarlos” de la fila equivocada.

Si pagaron su multa, estos hombres regresan a la calle de manera inmediata, si no, máximo tardan 36 horas en regresar a su ilícita actividad en el cruce fronterizo.

Una grabación muestra a sicarios de la frontera norte de México ,operar a plena luz del día y con vehículos sin placas. (Foto: Captura de pantalla)
Una grabación muestra a sicarios de la frontera norte de México ,operar a plena luz del día y con vehículos sin placas. (Foto: Captura de pantalla)

El modus operandi identificado por Zeta Tijuana detalla que en los carriles izquierdos de la Garita, operan Los Mostros. Se trata de un grupo de hombres grandes, altos, obesos y morenos, encabezados por un hombre apodado el “Mostro” y su segundo el Chivo”. Siempre están donde inicia la fila ubicada a un costado del carril médico, a veces en grupos de dos o cuatro, son llamativos y nada discretos en su operación.

En los carriles derechos, están Los del Duty Free. Estos procuran mimetizarse, se mueven de manera individual y la mayoría porta gafetes como vendedores, pero a diferencia del resto, se la pasan hablando por teléfono y no traen mercancía, circulan a pie en las inmediaciones de la fila Sentri, frente a la tienda libre de impuestos. Su negocio radica en atravesar a los despistados que sin papeles ingresan a la fila especial, y meterlos a las filas regulares, en un lugar adelantado.

MÁS SOBRRE OTROS TEMAS:

El nuevo método del narco para sembrar terror se propaga por la narcofrontera: retenes criminales

Amenazas, robos y extorsiones: el crimen organizado se ha apoderado de estas carreteras federales

MAS NOTICIAS