Formoseño se entregó tras torturar y matar a empresario correntino

Formoseño se entregó tras torturar y matar a empresario correntino

COMPARTIR

Andrés Genes, oriundo de Formosa, habría protagonizado junto a otros delincuentes el asalto a un establecimiento ganadero del empresario yerbatero, Juan Carlos Mierez, quien fue torturado a golpes y también fue ejecutado de un disparo en la cabeza.

Genes era conocido en Formosa por su actividad como animador de las cuadreras y dueño de la yegua Alqaeda ganadora de varias carreras. También tenía una frutería en la continuación de la avenida 9 de Julio, una cuadra antes del  local mayorista de El Pajarito, que se había incendiado.

Por el ase­si­na­to del pro­duc­tor yer­ba­te­ro y ga­na­de­ro Héc­tor Sar­to­ri re­gis­tró una no­ve­dad cuan­do un sos­pe­cho­so que es­ta­ba pró­fu­go de­ci­dió en­tre­gar­se an­te las au­to­ri­da­des. Se tra­ta de An­drés Ge­nes, quien es apun­ta­do co­mo pre­sun­to ide­ó­lo­go del asal­to en el que el sep­tua­ge­na­rio fue bru­tal­men­te gol­pe­a­do has­ta la muer­te.
Con la de­ten­ción de Ge­nes fal­ta una so­la pie­za en el rom­pe­ca­be­zas: atra­par al pró­fu­go res­tan­te, Fé­lix Ama­deo Ro­sa­les, sin­di­ca­do co­mo au­tor ma­te­rial del ase­si­na­to.
El su­je­to bus­ca­do, tam­bién co­no­ci­do co­mo “El Por­te­ño”, se­ría un “pe­so pe­sa­do” en el mun­do cri­mi­nal y se es­ti­ma que es un de­lin­cuen­te pe­li­gro­so que gus­ta de uti­li­zar ar­mas de fue­go y las­ti­mar a sus víc­ti­mas. Jus­ta­men­te el pró­fu­go es­tá apun­ta­do co­mo quien gol­peó a Sar­to­ri, va­lién­do­se de una lla­ve fran­ce­sa con la que dio fin a la víc­ti­ma, la cual es­ta­ba en un com­ple­to es­ta­do de in­de­fen­sión por en­con­trar­se ata­da a un pos­te al mo­men­to de su muer­te.
Al es­tar vin­cu­la­do a la ma­ca­bra tor­tu­ra, Ro­sa­les fi­gu­ra en el ex­pe­dien­te co­mo im­pu­ta­do por “ho­mi­ci­dio en oca­sión de ro­bo; ho­mi­ci­dio do­ble­men­te ca­li­fi­ca­do (por en­sa­ña­mien­to y cri­mi­nis cau­sa) en ca­li­dad de co­au­tor y por­ta­ción de ar­ma de fue­go de gue­rra, sin la de­bi­da au­to­ri­za­ción le­gal en ca­li­dad de au­tor, to­do en con­cur­so re­al”.
El ase­si­na­to de Sar­to­ri ha­bría si­do el re­sul­ta­do de un ru­mor, que lle­gó a oí­dos de los de­lin­cuen­tes, de que el pro­duc­tor de 74 años guar­da­ba la su­ma de 10 mi­llo­nes de pe­sos en su es­tan­cia ubi­ca­da cer­ca de la lo­ca­li­dad de Fe­li­pe Yo­fre.
Es así que los mal­vi­vien­tes, en di­ciem­bre de 2015, lle­ga­ron en gru­po al lu­gar. Pri­me­ro ma­nia­ta­ron a un em­ple­a­do y a su hi­jo, lue­go atra­pa­ron a Sar­to­ri quien, sin em­bar­go, se ha­bría re­sis­ti­do.
En me­dio del for­ce­je­o, uno de los de­lin­cuen­tes ha­bría ac­cio­na­do ac­ci­den­tal­men­te su ar­ma y ma­tó a un pre­sun­to cóm­pli­ce: Juan Car­los Mié­rez, quien en el pa­sa­do tra­ba­jó pa­ra el yer­ba­te­ro y cu­yo cuer­po es­tu­vo en ca­li­dad de NN du­ran­te bas­tan­te tiem­po.
Sin em­bar­go tras iden­ti­fi­car­lo, los de­tec­ti­ves de la Di­vi­sión Ho­mi­ci­dios de la Di­rec­ción de In­ves­ti­ga­ción Cri­mi­nal, ata­ron ca­bos y re­a­li­za­ron una gran can­ti­dad de ope­ra­ti­vos en dis­tin­tas par­tes del pa­ís. En ese mar­co es que se apre­hen­dió a los dos pri­me­ros sos­pe­cho­sos: Al­fre­do Jo­sé Ale­gre, apre­sa­do en Co­rrien­tes, y Ra­úl Ale­jan­dro Iba­rra, cap­tu­ra­do en la pro­vin­cia de Cha­co, so­bre quie­nes pe­sa un fir­me pro­ce­sa­mien­to. En va­rias opor­tu­ni­da­des fue­ron ha­cia Bue­nos Ai­res, al par­ti­do de Lo­mas de Za­mo­ra, en bus­ca de Ro­sa­les. Pe­ro no ha­bí­an lo­gra­do dar con él, por lo que se emi­tió un pe­di­do de lo­ca­li­za­ción an­te IN­TER­POL.

 

Tu Comentario En Facebook
COMPARTIR